¿Qué ventajas tienen los grifos de cocina semi-industriales?

Son modelos que se incorporan a las cocinas domésticas más actuales con la finalidad de dotarlas de la precisión y la tecnología profesional de restaurantes y cocinas industriales, convirtiéndolas en espacios mucho más prácticos, seguros y fáciles de limpiar.

Se trata de un tipo de grifo versátil, con una salida de agua de doble posición que alterna la función de chorro aireado o duchita. Es una opción que dispone de una única maneta que acciona el grifo y regula la salida y temperatura del agua. Facilita el trabajo en la cocina puesto que incorpora una salida elevada y giratoria, garantizando comodidad y libertad de movimiento.

Los grifos de cocina semi-industriales como los que ofrece TRES Grifería (ref. 1.30.493 y 1.30.485) resultan muy operativos y fáciles de usar: son de mayor altura que los convencionales -entre unos 55 cm y 76 cm-, e incorporan un caño flexible y giratorio de 360 grados extraíble (de hasta 1,5 m de longitud) con un muelle flexible de gran resistencia. El control es preciso y de alto rendimiento, que nos permite llegar a los rincones más difíciles del fregadero además de facilitar la limpieza y manipulación de grandes ollas y cacerolas. Son recomendables en cocinas con mucho espacio o que disponen de un fregadero doble, y resultan perfectos para las islas de cocina. Puedes también elegir estos modelos en cocinas con muebles altos y bajos, aunque deberás tener muy en cuenta las medidas para que encajen en el mobiliario sin problemas.

Otra variante de grifo semi-industrial que ofrece aún más posibilidades para las tareas diarias en la cocina es el 2 en 1 (ref. 1.30.495 de TRES). Este grifo lleva montado un caño normal un poco más corto y luego una manguera flexible y extensible con una duchita de doble chorro. El funcionamiento, muy fácil de usar, se realiza con 2 mandos independientes, así que puedes usar el grifo de forma estándar por un lado o la duchita por otro.